Causas, síntomas y tratamiento de la osteocondrosis cervical en el hogar.

La osteocondrosis cervical es una enfermedad que se acompaña de dolor en el cuello, cabeza, cintura escapular y alteración de la circulación sanguínea en el cerebro. Debido a la localización del proceso patológico y las manifestaciones contradictorias, los pacientes se ven obligados a acudir a un especialista en busca de ayuda. Si no comienza el tratamiento de manera oportuna, la enfermedad puede provocar una forma generalizada de osteocondrosis y una discapacidad completa. En hombres y mujeres, los síntomas de la enfermedad y los métodos de tratamiento son idénticos.

Causas

La enfermedad se caracteriza por cambios degenerativos-distróficos a los que está expuesto el disco intervertebral de la columna cervical. Esto se debe a trastornos metabólicos en la columna cervical, como resultado de los cuales cambia la estructura de los discos y sus cuerpos. El cuerpo de un niño puede verse afectado debido a una estructura patológica hereditaria de la columna vertebral o un trauma al nacer.

Entre las principales causas de la osteocondrosis cervical se encuentran:

  • fenómenos irreversibles en el tejido cartilaginoso (la deposición de sales provoca una violación de las propiedades de absorción de impactos en las vértebras, la elasticidad y flexibilidad del tejido cartilaginoso disminuye);
  • un mayor nivel de sales en la sangre y la linfa (con un estilo de vida estático, la tasa de intercambio entre el tejido muscular y óseo disminuye, como resultado de lo cual penetran menos sales en el tejido muscular, se acumulan en lugares que no funcionan físicamente - el columna, articulaciones, hígado, riñones);
  • estancia prolongada en una posición que provoca sobreesfuerzo de los músculos de la espalda y el cuello (los vasos que irrigan la columna están comprimidos, lo que conduce a la distrofia del cartílago intervertebral);
  • obesidad (debido a la alta carga, los discos intervertebrales y la columna vertebral se deforman, el corsé muscular se debilita);
  • metabolismo inadecuado (se altera el equilibrio de minerales en el tejido óseo).

Síntomas

Signos de la enfermedad:

  • dolor en el cuello, parte posterior de la cabeza, brazo, hombro, dificultad para mover la cabeza, crujidos al doblar o girar la cabeza;
  • tirando de dolor en la región del pecho a la izquierda con irradiación al brazo izquierdo, una sensación de ardor en la región interescapular;
  • a veces ocurren dolores de cabeza, debilidad, fatiga;
  • el dolor de cuello se extiende al hombro y al brazo, los dedos se entumecen;
  • con una exacerbación de la enfermedad, la visión y la audición se deterioran, se producen mareos, entumecimiento de la cara y la lengua, la actividad del corazón y los pulmones cambia.

Convencionalmente, los signos de la enfermedad se pueden dividir en varios grupos:

  1. Manifestaciones neurológicas (dolor en el pecho, músculos, articulaciones, cuello, nuca).
  2. Efectos patológicos sobre la médula espinal (mielopatía, debilidad en las extremidades, espasmos involuntarios, distrofia del cartílago intervertebral).
  3. Se producen signos asociados con procesos en el cerebro (debido a circulación sanguínea insuficiente, pérdida de audición, zumbidos y tinnitus, mareos, alteraciones del sueño, deterioro de la memoria, irritabilidad, fatiga rápida).

El grado de desarrollo de la enfermedad:

  • Etapa 1: espasmos cervicales severos, entumecimiento de la lengua, síndrome de Naffziger (pellizco de la arteria subclavia), síndrome de Wright (sensaciones punzantes al lanzar la mano detrás de la cabeza).
  • Etapa 2: dolor severo en la columna cervical, malestar al girar la cabeza, deterioro de la capacidad de trabajo, síndrome de "caída" de la cabeza (para reducir el malestar en el cuello, es necesario sujetar la cabeza con las manos).
  • Tercera etapa: pérdida de control sobre la extremidad, cambios en las sensaciones vestibulares, dolor agudo en el cuello.

Tratamiento

La terapia de la enfermedad en el hogar se basa en el uso de ungüentos, compresas, frotamientos a base de hierbas y masajes. Los remedios caseros se basan en calentar la zona afectada de la columna, lo que ayuda a eliminar el dolor y la inflamación.

Los mejores ungüentos para el tratamiento de la osteocondrosis cervical:

  • Para preparar ungüento de lúpulo, debe mezclar mantequilla ablandada con una cucharada de conos secos molidos. Extienda la mezcla en una capa fina sobre la columna cervical, aplique un material impermeable, un paño de lana encima y manténgalo durante media hora.
  • Triturar la hoja de laurel y las agujas de enebro hasta convertirlas en polvo. 1 cucharada. l. mezclar en polvo con 2 cucharadas. l. aceite vegetal ablandado, aplicar en la región cervical, cubrir con polietileno, paño de lana y dejar actuar durante media hora.
  • 1 cucharada. l. polvo de celidonia seca, caléndula, lúpulo y menta mezclado con 2 cucharadas. l. aceite vegetal. Utilice la pomada de la misma forma que en las recetas anteriores.
  • Mezcle proporciones iguales de vodka, alcohol de alcanfor, mostaza en polvo. Agregue 3 proteínas batidas a la mezcla terminada y mezcle bien. Es necesario utilizar el producto antes de acostarse. Después de aplicar la pomada, asegúrese de envolver su cuello con un paño tibio.
  • Pelar una cabeza de ajo y una raíz de jengibre del mismo tamaño, picar y mezclar con la misma cantidad de aceite vegetal. La pomada debe frotarse en la columna cervical todos los días.

Comprime:

  • Puedes combatir el dolor con bardana. Muele las hojas secas de bardana en polvo y vierte 1 cucharada. l. 200 ml de agua hirviendo. Deje que el producto se infunda durante media hora. Humedecer el paño en la infusión, colocarlo en la nuca, cubrir con polietileno y un paño tibio. La compresa debe estar en el cuello durante 20 minutos, después de lo cual se debe aislar el lugar de su aplicación.
  • Triturar 150 g de bayas de saúco y verter 500 ml de vodka, dejar infundir durante una semana, luego colar. Antes de usar el producto, agregue 150 ml de agua tibia a 50 ml de tintura, luego humedezca el paño y aplique durante media hora, calentándolo con una bufanda de lana. Si usa el caldo para moler, entonces no necesita diluirlo con agua.
  • En proporciones iguales, mezcle las raíces secas trituradas de la hierba de San Juan, la bardana y el diente de león. 1 cucharada. l. recogida, verter 200 ml de agua caliente y hervir a fuego lento durante 5 minutos. Tan pronto como el producto se enfríe, humedezca un paño, ajústelo alrededor del cuello y envuélvalo con una venda aislante. La compresa se puede dejar durante la noche.
  • Una hoja fresca de rábano picante debe sumergirse en agua caliente y aplicarse a la columna cervical, asegurándola con un paño tibio. Dicha compresa se puede colocar por la noche. Puede haber una sensación de ardor, no tengas miedo, debería ser así.
  • Extienda el requesón en una capa gruesa sobre la compresa, espolvoree con vinagre y colóquelo en la parte posterior del cuello. La compresa se puede guardar toda la noche.
  • Ralle una papa, agregue 1 cucharada. l. miel y distribuir la masa sobre la compresa de tela. Fije el vendaje en el área problemática durante una hora y media.
  • Mezclar 50 ml de jugo de aloe con 100 g de miel y 150 ml de vodka, aplicar sobre un paño y aplicar en la zona problemática durante una hora.
  • Puede usar queroseno para calentar. Humedezca el paño en el producto, aplíquelo en el cuello, cubra con polietileno y un paño tibio. No guarde la compresa por más de una hora.

Trituración:

  • 1 cucharada. l. Vierta ajenjo seco en un termo y vierta 300 ml de agua hirviendo. Después de dos horas, cuele la infusión, enfríe un poco y frote en el área afectada.
  • Vierta 100 g de flores lilas frescas en un frasco de vidrio, vierta 1 litro de vodka y déjelo durante una semana y media en una habitación oscura. Después de eso, es suficiente colar la tintura y se puede usar para frotar diariamente.
  • Vierta 200 g de ajo pelado en 0, 5 l de vodka y reserve durante una semana en una habitación oscura, agitando a diario. Para evitar quemaduras, primero se debe drenar el producto.
  • En una pequeña cantidad de agua tibia, diluya 1 tableta de momia y mezcle con 1 cucharada. l. miel. Masajea la mezcla en la región cervical. A continuación, debe aplicar una pequeña cantidad de miel a la tela de la compresa, fijarla en la parte posterior del cuello y dejarla hasta la mañana.
  • Mezcle 300 ml de alcohol medicinal con 10 ml de yodo y frote las áreas problemáticas durante una semana.

Masaje

El automasaje es un método eficaz para tratar enfermedades en el hogar. Durante él, la circulación sanguínea, la presión, los procesos metabólicos se normalizan, los músculos del cuello se relajan. Durante el masaje, debes seguir reglas simples:

  • use sus dedos, no su palma;
  • muévase lentamente desde la columna hacia la periferia;
  • no use la fuerza durante el masaje;
  • el cuello debe estar recto;
  • los movimientos se realizan de arriba a abajo;
  • el procedimiento debe comenzar desde la vértebra superior.

Al realizar un masaje en casa, debe sentarse en una superficie plana, cruzar las piernas y colocar el codo de la misma mano sobre la rodilla que la pierna lanzada. Con los dedos de la mano opuesta, frote y amase los músculos del cuello y la parte posterior de la cabeza durante varios minutos.

Se recomienda el masaje después de que el síntoma de dolor haya disminuido, ya que el aumento del flujo sanguíneo puede aumentar la inflamación y dicha terapia solo agravará la situación. Además, puedes realizar ejercicios sencillos que reducirán los síntomas del dolor:

  • movimiento de la cabeza: adelante y atrás, izquierda y derecha;
  • levantando las rodillas hacia el pecho en posición supina;
  • movimientos circulares con los hombros.

Un aplicador es una placa o un cuello elástico hecho de caucho especial con agujas que contienen hierro, cobre y zinc en la cantidad requerida. Los componentes tienen un efecto sobre los receptores de la piel, provocando la liberación de los analgésicos naturales del cuerpo: las endorfinas. El collar debe usarse durante varias horas al día, en promedio dura un mes.

El collar solo se puede usar después de consultar a un especialista, ya que en algunos casos el dispositivo puede pellizcar los nervios y los vasos sanguíneos, lo que puede provocar graves consecuencias.

collar para osteocondrosis cervical

Atención de urgencias

Con una exacerbación de la osteocondrosis cervical, debe buscar inmediatamente la ayuda de un especialista. Antes de que llegue el médico, debe proporcionar primeros auxilios: muévase menos, la solución más óptima es irse a la cama. Se pueden tomar analgésicos para ayudar a reducir la inflamación y aliviar el dolor de raíz.

Para aliviar la hinchazón en el área de la inflamación, puede tomar diuréticos. Durante el día, puede colocarse yeso de pimienta en el cuello.

Nutrición

Con la osteocondrosis cervical, la dieta debe ser equilibrada, por lo que vale la pena contactar a un nutricionista. Se debe consumir una pequeña cantidad de agua mineral y sal. Los alimentos deben cocinarse al vapor, al horno o hervidos.

Los alimentos que ingiera deben ser ricos en proteínas (almendras, legumbres, hierbas, productos lácteos) y condroitinas (cartílago, agar-agar). Vale la pena eliminar el café de la dieta, ya que elimina el calcio del cuerpo. Es necesario agregar brotes de legumbres, granos, semillas de sésamo a la dieta.

Profilaxis

Para prevenir la aparición de osteocondrosis cervical, es necesario adherirse a los métodos de prevención más simples:

  • moverse más, nadar, bailar, caminar escandinavo;
  • prevenir la aparición de exceso de peso;
  • prevenir microtraumatismos en la columna cervical;
  • monitorear la postura;
  • tratar infecciones crónicas (órganos ENT).

Peligro de enfermedad

El diagnóstico prematuro de la enfermedad o una forma avanzada puede provocar la aparición de hernias y protuberancias de la columna, migraña severa, dificultad para respirar debido a músculos bloqueados. Esto causa problemas con los vasos sanguíneos y el corazón. Debido a la mala circulación, puede ocurrir un derrame cerebral. Es imposible deshacerse de la enfermedad para siempre, solo puede reducir la probabilidad de exacerbaciones.

En la práctica de la medicina, hay casos raros de muerte debido a un tratamiento oportuno infructuoso.